Industrias con mayor riesgo de incendio

Si bien nadie está exento de vivir una emergencia, en México existen industrias con mayor riesgo de incendio, ya sea por el tipo de materiales que almacenan o las instalaciones que hay en el inmueble. Por eso, es importante conocer cuál es el factor que detonaría un desastre para prevenirlo de forma oportuna.

En nuestro país, los incendios se deben a diversos factores como materiales en la construcción, mayor presencia de aparatos electrónicos, falta de instalaciones eléctricas adecuadas y accidentes involuntarios, indica el Consejo Nacional de Protección contra Incendio (CONAPCI).

Según información de la National Fire Protection Association (NFPA), citada por CONAPCI, de cada 100 incendios en zonas urbanas: 55.6% en casa habitación; 34.1% en comercios y/o usos mixtos de vivienda; 3.0%, en hoteles y moteles; 3.0% en edificios industriales y/o oficinas, y 4.3% en otros edificios.

El crecimiento demográfico también contribuye a una mayor demanda de infraestructura de servicios, lugares de entretenimiento, hospitales, hoteles y fábricas, muchos de los cuales no cuentan con elementos de detección, alarma y extinción de incendios, además de una falta de cultura de prevención.

Restaurantes

Los restaurantes son establecimientos donde existen diferentes riesgos que podrían provocar un incendio, ya que en su infraestructura hay espacios donde se concentra el gas y productos inflamables.

El principal riesgo se encuentra en las cocinas, ya que manejan llamas considerablemente mayores que en una cocina residencial, por lo tanto las temperaturas también se incrementan. Al ser espacios cerrados, se puede llegar a dar una concentración alta de gases.

En este caso, una fuga de gas podría representar un peligro para los cocineros de un restaurante; mientras que derramar algún material inflamable (como el aceite) sería otro factor que desencadene un incendio y ponga en peligro la vida de los ocupantes de este tipo de inmuebles.

Al respecto y como medida preventiva, el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred) establece que los restaurantes y las cocinas industriales deben contar con extintores que contienen una solución a base de acetato de potasio.

Los extintores mencionados “fueron creados para extinguir fuegos de aceites vegetales en freidoras de cocinas comerciales”, debido a que emiten una nube vaporizada que previene que el aceite salpique “atacando solamente la superficie del fuego”, puntualiza Cenapred.

Bares

Otro tipo de establecimiento donde hay un mayor riesgo de incendio son los bares, los cuales pueden tener incluso pérdidas totales a causa del fuego, por eso es necesario conocer qué factores podrían desencadenar una emergencia.

Los incendios en un bar generalmente se producen por la falta de limpieza en los equipos de la cocina, un nulo o erróneo mantenimiento de los sistemas eléctricos y falta de revisiones periódicas a las instalaciones de gas, indica la revista Índice Político.

Además, hay bares donde preparan alimentos y los aceites que se utilizan son altamente combustibles y podrían causar que un incendio se salga de control y deje pérdidas humanas y materiales.

En estos casos, es importante que los establecimientos cuenten con medidas de prevención y equipos que puedan combatir el fuego en sus primeras etapas, por ejemplo, los extintores a base de acetato de potasio. Además, almacenar los productos inflamables y mantenerlos alejados de las zonas de riesgo, como las parrillas y las freidoras.

Edificios residenciales u hoteles

Los hoteles son inmuebles donde los huéspedes pueden encontrarse con un incendio, ya que en sus instalaciones se encuentran algunos factores de riesgo para que el fuego se propague: revestimientos de las paredes, conductores de aire acondicionado, instalaciones eléctricas defectuosas y ausencia de detectores de humo.

En estos casos, una medida preventiva es la colocación de materiales resistentes al fuego, uno de los más efectivos son las puertas cortafuego, las cuales dan algunos minutos de ventaja porque impiden el paso de las llamas y el humo, favoreciendo la evacuación de los huéspedes o bien, que estén seguros mientras los equipos de emergencia extinguen el fuego.

También es importante que se instalen extintores, en este caso Cenapred indica que deben contener un agente extintor como el dióxido de carbono o polvo químico seco, porque están diseñados para proteger áreas de riesgo donde hay equipos eléctricos energizados, además de combustibles sólidos o líquidos.

Fábricas

Otra de las industrias con mayor riesgo de incendio son las fábricas, ya que suelen trabajar con materias primas inflamables, como el plástico, el cartón y la madera. Además, sus instalaciones eléctricas y de gas son más grandes que en una casa, por lo que también se consideran como un factor de riesgo.

En la Norma Oficial Mexicana NOM-002-STPS-2010, Condiciones de seguridad-Prevención y protección contra incendios en los centros de trabajo, se indica que los patrones están obligados a clasificar el riesgo de incendio en los centros de trabajo y cumplir con las medidas de prevención:

  • Desarrollar simulacros de emergencia de incendios
  • Contar con equipos de detección de incendio
  • Instalar extintores y darles un mantenimiento periódico
  • Contar con señalización que prohíba fumar
  • Establecer rutas de evacuación que estén libres de obstáculos
  • Tener salidas de emergencia con puertas que abran en el sentido del flujo y que estén hechas con materiales resistentes al fuego.
  • Conformar brigadas contra incendios en las que participen los mismos trabajadores.

Centros comerciales

Los centros comerciales son otro tipo de establecimiento muy concurrido, donde hay tiendas de todo tipo, incluidos restaurantes. En caso de un incendio, este podría propagarse rápidamente ya que hay artículos en las tiendas que contribuyen al avance de las llamas, como la ropa, los anaqueles de madera y las sustancias químicas para la limpieza.

La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) detalla algunas medidas de prevención que se pueden seguir para evitar que ocurra un incendio: solicitar una revisión periódica de las instalaciones eléctricas, no sobrecargar los enchufes con demasiados aparatos y conocer la ubicación de los extintores.

En los centros comerciales también es posible instalar puertas cortafuego, las cuales impiden el paso de fuego y los gases nocivos, creando zonas seguras. Su ventaja es que no tienen un uso restringido, también pueden colocarse en cines, mismos que están ubicados dentro de las plazas comerciales.

Entrada anterior
¿Cómo sé cuántos extintores necesito?
Entrada siguiente
Puerta contra incendio reversible

Entradas relacionadas

Menú